Jornada de Puertas Abiertas – Escuela de Osteopatía EOTS

Si has llegado hasta aquí, es porque necesitas dar un gran salto en tu trayectoria profesional.

Abrimos las puertas de nuestra Escuela de Osteopatía, para que puedas conocer en profundidad, y realizar todas las consultas relativas a:

  • El programa académico – Equipo docente
  • Normativa Europea y situación de la Osteopatía en España
  • Desarrollo de las clases, y la metodología a seguir
  • Objetivos y competencias de la formación
  • Aprendizaje práctico y estancias clínicas de Osteopatía
  • Alumnos extranjeros y becas de movilidad
  • Posgrados de especialización para osteópatas

Si quieres asistir a la charla informativa donde abordaremos todos estos aspectos y aclararemos todas tus preguntas, cubre el siguiente formulario.

 

Estudiar osteopatía en España. EOTS Pontevedra, Galicia

¿Sueñas con ser osteópata?

La escuela de osteopatía EOTS en Pontevedra, Galicia nace tras una dilatada trayectoria de práctica clínica y enseñanza por diferentes escuela de osteopatía de toda España y Portugal.

Ofrecemos una formación de 4 años a tiempo completo (full time), sujeto a la normativa europea en Osteopatía UNE 16686, la cual ampara y establece los estándares formativos en Osteopatía para toda Europa.

Defendemos una formación sólida, con un programa formativo extenso, y adaptado al alumnado. Promovemos la enseñanza de la Osteopatía sanitaria, cumpliendo en todo momento las materias que van moldeando al alumno, y encaminando su formación hacia su puesta en marcha una vez finalizado sus estudios.

Los dos primeros años académicos, están más enfocados a materias troncales, propias de cualquier carrera de ciencias de la salud.

Asignaturas como bioquímica, fisiología, anatomía, biomecánica, radiología, o psicología, son fundamentales para que el estudiante se vaya familiarizando con los conocimientos necesarios para la comprensión de las materias más especializadas.

Estas asignaturas son impartidas en 3º y 4º año como puede ser farmacología, semiología clínica, patología medica, primeros auxilios, casos clínicos,  investigación osteopática, y un largo etcétera.

Ofrecemos una formación semipresencial, con una importante carga lectiva presencial, y otras materias que se imparten en modo telemático.

Todos los docentes de la escuela de Osteopatía EOTS, ofrecen tutorías semanales con cada uno de los alumnos, por lo que mantienen un contacto directo, y estrecho para ayudar a su correcto y preciso aprendizaje.

En cuanto a la materia de Osteopatía, todos los alumnos de la escuela se empapan desde el primer día de los conocimientos teóricos y prácticos necesarios para convertirse en osteópatas a todos los efectos.

Prácticas semanales, tutorias y asistencia a eventos, para poner en práctica todas las enseñanzas recibidas a lo largo del curso.

La escuela EOTS de osteopatía, tiene acuerdos con muchas clínicas de Osteopatía de toda España y Portugal. De esta manera, el alumnado puede elegir varios centros donde realizar sus estancias clínicas supervisadas.

Enseñamos al alumno a despertar su espíritu crítico, y fomentar el hábito de la investigación en ciencias de la salud, principalmente en el campo de la osteopatía.

Si quieres estudiar osteopatía en España, formar parte de la próxima promoción de osteópatas, y buscas la excelencia en tu aprendizaje, EOTS es tu elección.

El equipamiento de la Escuela de Osteopatía de Pontevedra es proporcionado por la empresa Material de Fisioterapia online. Empresa de productos sanitarios, que nos suministra desde las camillas eléctricas de Osteopatía para todo el alumnado, así como todo el material desechable para las practicas entre los osteópatas de la escuela EOTS,

Equipo docente de la Escuela de Osteopatía EOTS

 

 

Mortalidad del médico osteópata en la pandemia del virus influenza de 1918-1920

Resumen

El brote de influenza que ocurrió durante 1918-1920 fue un momento decisivo en la historia del mundo y la medicina osteopática. A pesar de la tremenda pérdida de vidas humanas, los médicos osteópatas también observaron un mayor éxito en el tratamiento de pacientes con la enfermedad, en contraste con sus contrapartes alopáticas. Los médicos osteópatas también sucumbieron a los efectos mortales de la gripe mientras trataban a los pacientes. Se proporciona una lista de médicos osteopáticos que murieron de influenza o complicaciones relacionadas durante la pandemia, obtenida de revistas osteopáticas de esa época, junto con el contexto histórico de la pandemia.

En medio de la crisis global de la Primera Guerra Mundial, la gripe hizo sus propias rondas mortales. A partir de 1918, la pandemia de gripe se cobró la vida de 50 millones de personas en todo el mundo y 675,000 personas en los Estados Unidos, infectando a más de un tercio de la población mundial. A. Taylor Still, MD, DO, murió el 12 de diciembre de 1917, y los médicos osteópatas en esta disciplina relativamente incipiente buscaron dar un paso adelante para aceptar los desafíos y demostrar su excelencia a medida que se extendía la pandemia.

La Asociación Americana de Osteopatía tenía aproximadamente 2800 miembros en ese momento; estos médicos fueron entrenados en 6 escuelas de medicina osteopática en 1916, creciendo a 7 escuelas de medicina osteopática en 1920. 2,3

El presidente Woodrow Wilson describió los Catorce Puntos, una propuesta de artículos de paz para poner fin a la Primera Guerra Mundial, que se presentaron al Congreso en enero de 1918. Las conversaciones de paz finales en París no tuvieron lugar hasta enero de 1919, cuando el brote de influenza comenzó a disminuir.

Como el mundo se vio envuelto en la muerte y la enfermedad desde 1918 hasta 1920, los médicos osteópatas de EE. UU. no se quedaron inactivos.

Los que aún completaban la educación médica fueron reclutados para servir a su país en las diversas fuerzas armadas. Sin embargo, a los médicos osteopáticos no se les permitió unirse al cuerpo médico como sus contrapartes alopáticas debido a la supuesta inferioridad de los médicos osteopáticos.

Se hicieron exenciones preliminares para que los estudiantes de medicina alopática continúen su educación médica; Sin embargo, este privilegio no se extendió a los estudiantes de medicina osteopática, y la tendencia continuaría durante la Segunda Guerra Mundial.

El presente artículo discute el contexto clínico histórico de la pandemia de influenza de 1918, explora las tasas de mortalidad de los médicos osteopáticos de esa época, y recoge las ideas del contexto clínico para compararlas con la pandemia actual de la enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19).

Medicina osteopática durante la pandemia de influenza de 1918

Los médicos osteópatas que permanecieron en  los EE. UU. trabajaron incansablemente a pesar de la ausencia de antivirales, antibióticos, modalidades de imágenes avanzadas, falta de vacuna contra la influenza y la fuerte oposición de los médicos alopáticos.

Su atención tuvo un impacto significativo en la salud de sus pacientes. En un estudio retrospectivo, basado en un cuestionario autoinformado, los médicos osteopáticos informaron 1/40 de las pérdidas de los médicos tradicionales en una revisión de 100,000 casos.5

La tasa de mortalidad por influenza para la población mundial durante la pandemia de 1918 se estimó en 2.5%, pero varió ampliamente según la región.6

Los datos del censo de los informes de los comisionados de tiempo y salud establecieron una tasa de moralidad del 27% para Boston, una tasa de mortalidad del 5% al ​​6% en otros 148 informes regionales de EE. UU., y una tasa de mortalidad del 34.5% para la neumonía en los campamentos del ejército .7

De los pacientes con complicaciones graves de la influenza, como la neumonía, un tercio menos falleció mientras estaban bajo el cuidado de médicos osteopáticos en comparación con médicos alopáticos.8

La discrepancia entre las tasas de mortalidad por influenza y neumonía se atribuye a la incorporación de medicamentos manipuladores en contraste con tratamientos médicos cuestionables, incluyendo vómitos y hemorragias.8

Un editorial en The Osteopathic Physician en enero de 1919 opinó:

“… La situación actual de la neumonía por influenza y los resultados logrados por la osteopatía, si solo se cultivan adecuadamente y se dan a conocer al público, pararán por siempre a los médicos de lanzar insultos sobre la osteopatía y, de hecho, cambiarán las tornas y establecerán los ‘regulares’ [MDs ] a disculparse por sus propias deficiencias en la práctica.”
 
La comunidad médica osteopática sufre pérdidas
 
El éxito de los médicos osteopáticos en el manejo de la pandemia mortal tuvo un costo significativo para las vidas de los médicos y sus familias por trabajar en contacto cercano con personas infectadas.
 
Las muertes por influenza no fueron la única causa de morbilidad y mortalidad del médico durante la pandemia de influenza.
 
Por ejemplo, R.M. Wolf, DO, resultó gravemente herido en un accidente automovilístico que ocurrió después de ser superado por el agotamiento del cuidado de pacientes con influenza10,11.
 
Laura Cleland, DO, y su hijo murieron de influenza durante su embarazo10,11.
 
Teniente Malcolm Cunningham , DO, murió de influenza mientras cuidaba a soldados infectados con influenza.11
 
Lo peor de la pandemia terminó en la primavera de 1919, pero la pandemia completa continuó hasta 1920. Los colegas que murieron de enfermedades relacionadas con la gripe o la neumonía fueron reconocidos por las revistas oficiales hasta 1921 (Tabla). 10-12
 
Los informes y los obituarios de muertes de médicos se obtuvieron de The Journal of the American Osteopathic Association y The Osteopathic Physician desde los años 1918 hasta 1921.10,11
 
El número real de muertes de médicos osteopáticos por influenza puede diferir y sigue siendo desconocido.
 
Tabla.
Muertes de médicos osteopáticos relacionados con la influenza, 1918-1920

Revista Año Mes  Nombre del osteópata Lugar de trabajo Enfermedad
JAOA 1918 November Ralph L. Baringer, DO Oregon, IL Influenza pneumonia
JAOA 1918 November Grace Bullas, DO Biloxi, MS Influenza pneumonia
JAOA 1918 November F. H. McCalla, DO Atlantic City, NJ Pneumonia
JAOA 1918 November H. L. Perham, DO Concord, NH Pneumonia
JAOA 1918 December Franklin Hudson, DO Edinburgh, Scotland Influenza pneumonia
JAOA 1918 December Oscar Evans Bradley, DO Elmwood, PA Influenza pneumonia
OP 1919 January John E. Haskins, DO Piqua, OH Influenza pneumonia with meningitis
OP 1919 February C. R. Atzen, DO Omaha, NE Pneumonia
JAOA 1919 February Malcolm Cunningham, DO Springfield, IL Influenza
JAOA 1919 February J. Fred Wood, DO Williamsport, PA Influenza pneumonia
JAOA/OP 1919 February/March M. Ernest Cannon, DO Leitchfield, KY Influenza pneumonia
OP 1919 March Eugenia L. Summers, DO Colorado Springs, CO Influenza
OP 1919 March J. Mark Kilgore, DO York, NE Influenza pneumonia
OP/JAOA 1919 April/May DeWitt T. Lightsey, DO Bartow, FL Influenza
JAOA 1919 October William W. Fifield, DO Old Town, ME Lingering illness
JAOA 1919 November Edward Mattock, DO Glendale, AZ Pneumonia
JAOA 1920 April S. Howard Gardner, DO Kirksville, MO Influenza
OP 1920 January Alred Marshall Smith, DO Charlestown, WV Lingering illness
JAOA 1920 July Herbert E. Wright, DO Malden, MA Influenza
OP/ JAOA 1920 September/October Laura Miller Cleland, DO Port Huron, MI

Otros casos de mortalidad entre los medicos osteópatas de causa no especificada durante este tiempo incluye las siguientes muertes reportadas; la gripe como causa de muerte sigue siendo una posibilidad para ellos 10-12:

C.R. Atzen, DO (Omaha, NE), Benjamin B. Baldwin, DO, Ralph Barrenger, DO (Oregon, IL), Albert R. Bell, DO (Washington, NC), Ori Coppernol, DO (Alliance, NE), L. Malcolm Cunningham, DO (Astoria, OR), Sara Agnes Davidson, DO (Canada) (Montreal, Quebec), Walter S. Dressell, DO (Carrollton, IL), Warren Dressel, DO, Bessie Duffield, DO (Knoxville, TN), Louisa Dutcher McKone, DO (Kansas City, MO), Albert A. Fisher, DO (Chicago, IL), Walter J. Ford, DO (Seattle, WA), S.J. Fryette (Madison, WI), Mathias Hook, DO (Grand Junction, CO), C.M.T. Hulett (Chicago, IL), Frank L. Johnston, DO, Seth Y. Kennedy, DO (Gloversville, NY), J.A. Kerr, DO (Wooster, OH), J. R. Klippelt, DO (Lebanon, MO), M.A. Lane, DO (Kirksville, MO), A.O. Lash, DO, John H. Lucas, DO (Chicago, IL), Dora Wyland McAfee, DO (Chariton, IA), T.H. McCall, DO (Atlantic, NJ), J.L. McClanahan, DO (Paola, KS), Mattie Moffet, DO (Windsor, MO), Nellie Morelock, DO (Rifle, CO), Ralph Moses, A.L. Nelson, DO (Sioux City, IA), Augusta Priscilla Musick, DO (Omaha, NE), E.E. Raynor, Johanna Miller Robson, DO (Hasting, NY), Maude Russell, DO (Fort Worth, TX), Orr Sanders, DO (Fargo, ND), Thomas Sellards, DO (Ann Arbor, MI), Wm. M. Smiley, DO (Albany, NY), James Alvin Stewart, DO (Denver, CO), B.V. Sweet, John W. Sylvester, DO (Cleveland, OH), F.M. Thomas, DO (Flagler, CO), Agnes Ussing, DO (Cranford, NJ), M.R. Wallace, DO (Oakland, CA), Harvey John Wentworth, DO (Appomattox, VA), T. Wildsmith, DO (Philadelphia, PA), Frank L. Wilt, DO.  Creemos que debido a un posible error tipográfico, T.H. McCall and F.H. McCall, puede ser la misma persona pero no tiene evidencia para apoyar la eliminación de cualquiera de los nombres de las listas respectivas.

Discusión

En una revisión de los obituarios, se descubrió específicamente que 20 médicos osteópatas murieron por complicaciones relacionadas con la influenza, como se enumera en la Tabla.

Se incluyeron 46 médicos osteopáticos adicionales sin ninguna causa de muerte en ninguna de las revistas. La comparación de estos números con la membresía de AOA de aproximadamente 2800 médicos osteopáticos equivale a una tasa de mortalidad del 2.4% por influenza, neumonía y causas no enumeradas.

Esta tasa de mortalidad relativamente baja es sorprendente teniendo en cuenta la falta de equipos de protección personal disponible tanto en el momento como recomendado en las revistas. En contraste, se prestó mucha atención a la buena higiene y nutrición en todas las revistas.

A partir del 13 de abril de 2020, 17 médicos de EE. UU., 13 osteopáticos y alopáticos, murieron de COVID-19, de 500,000 médicos en ejercicio en los Estados Unidos, 14 proporcionando una tasa de mortalidad de COVID-19 de 0.0003%.

Con la atención continua a la nutrición y la higiene que los médicos osteópatas enfatizaron originalmente, combinada con los avances modernos en el cuidado de la salud y el uso de equipos de protección personal, la mortalidad de los médicos durante las pandemias continuará disminuyendo.

Conclusión

A medida que la medicina moderna se enfrenta a un nuevo enemigo como es el COVID-19, esperamos que los médicos osteópatas vean su herencia de dedicación, innovación y medicina manipuladora en busca de la salud de los pacientes.

Que aquellos que han perdido la vida, tanto en ese entonces como ahora, sean recordados.

Reconocimiento

Estamos agradecidos por el material proporcionado por el Museo de Medicina Osteopática en Kirksville, Missouri.

Bibliografía

Centers for Disease Control and Prevention. The Deadliest Flu: The Complete Story of the Discovery and Reconstruction of the 1918 Pandemic Virus. Centers for Disease Control and Prevention website. https://www.cdc.gov/flu/pandemic-resources/reconstruction-1918-virus.html. Accessed April 24, 2020.

U.S. osteopathic medical schools by year of inaugural class. American Association Colleges of Osteopathic Medicine website. https://www.aacom.org/docs/default-source/data-and-trends/u-s-osteopathic-medical-schools-by-year-of-inaugural-class.pdf. Accessed April 24, 2020.

Cooper R. Medical schools and their applicants: an analysis. Health Affairs. 2003;22(4):71-84. https://www.healthaffairs.org/doi/pdf/10.1377/hlthaff.22.4.7. Accessed April 24, 2020. [CrossRef] [PubMed]

Silver SA. Thanks, but no thanks: how denial of osteopathic service in World War I and World War II shaped the profession. J Am Osteopath Assoc. 2012;112(2):93-97. https://jaoa.org/article.aspx?articleid=2094283. Accessed April 24, 2020. [PubMed]

Smith RK. One hundred thousand cases of influenza with a death rate of one-fourtieth of that officially reported under conventional medical treatment. J Am Osteopath Assoc. 1920;20:172-175. Reprint: 2000;100(5):320-323. https://jaoa.org/article.aspx?articleid=2092511. Accessed April 24, 2020.

Taubenberger JK, Reid AH, Krafft AE, Bijwaard KE, Fanning TG. Initial genetic characterization of the 1918 “Spanish” influenza virus. Science. 1997;275(5307):1793-1796. doi:10.1126/science.275.5307.1793 [CrossRef] [PubMed]

Smith R. One hundred thousand cases of influenza with a death rate of one-fortieth of that officially reported under conventional medical treatment. 1919. J Am Osteopath Assoc. 2000;100(5):320-323.

The Mueller DM. 2012-2013 influenza epidemic and the role of osteopathic manipulative medicine. J Am Osteopath Assoc2013;113:703-707. https://jaoa.org/article.aspx?articleid=2094647. Accessed April 24,2020.

The Ostetopathic Physician [archived edition appears at Museum of Osteopathic Medicine] 1919-1921;35(1)-40(6). https://www.atsu.edu/museum-of-osteopathic-medicine/historic-journals-osteopathic-books. Accessed April 24, 2020.

J Am Osteopath Assoc. 1918-1921;17-20. https://catalog.hathitrust.org/Record/000494952. Accessed April 24, 2020.

Osteopathic Truth. 1918-1921;2(6)-6(3). Accessed April 24, 2020.

Kaplan RM. Physicians’ risk from COVID-19: a reassuring statistic. Medpage Today website. https://www.medpagetoday.com/infectiousdisease/covid19/85902. Accessed May 29, 2020.

Number of active physicians in the U.S. in 2019, by specialty area. Statista website. https://www.statista.com/statistics/209424/us-number-of-active-physicians-by-specialty-area. Accessed May 29, 2020.
 
 

Curso de especialización en Osteopatía deportiva

curso de osteopatía deportiva
Curso de especialización en Osteopatía deportiva

Presentación

El abordaje de un deportista de alto nivel es técnicamente difícil. Es un individuo exigente que conoce perfectamente su cuerpo. Está supervisado por un equipo de profesionales muy competentes: Es supervisado médicamente, masajeado, estirado, manipulado, seguimiento dietético, psicólogo deportivo, etc. Eso sumado a un estilo de vida casi irreprochable.

Esta tipo de atletas no presenta lesiones grandes pero si muchas pequeñas lesiones, insignificantes para otros profesionales de la salud. Las pruebas tradicionales detectan lesiones, pero no encuentran las pequeñas, que sólo unas manos capacitadas y expertas pueden percibir.

En este curso se proponen herramientas para resaltar estas pequeñas disfunciones somáticas, desarrollando su percepción sinestésica, y su destreza para prevenir lesiones.

Se enriquecerán las técnicas manipulativas aprendiendo un gesto preciso y medido, combinando masa y alta velocidad con nuevas técnicas de apertura para máxima seguridad, respondiendo perfectamente a la problemática del deportista: Aliviar al instante, favorecer la recuperación y continuar la competición sin detenerse y sin perjudicar su programa de entrenamiento.

Se mostrarán una treintena de técnicas rediseñadas

– Indicaciones, contraindicaciones y efectos secundarios de las manipulaciones vertebrales.

– Discusiones de casos clínicos presentados por los participantes.

Aspectos teóricos

Hablaremos sobre los fundamentos etiopáticos, las variables de regulación de un sistema, las metámeras y las aplicaciones concretas.

La diferencia entre doloroso y móvil / doloroso y bloqueado, los diferentes contactos con sus características, diferencia entre fuerza, masa, velocidad, densidad, aceleración, crónica, aguda, subaguda.

También veremos los diferentes thrust: en velocidad, masa, balística e incorporando cadenas mecánicas de palanca ascendente / descendente y su uso en la práctica y la patología.

Aprenderemos a inventar técnicas en función del lugar y el momento, las lesiones complejas, las técnicas en decoaptación, cierre, y aprenderás a probar una articulación sin compararla con la otra, así como muchos otros temas que despertarán tu curiosidad y responderán a tus preguntas.

Un curso centrado principalmente en la práctica intensiva (80% práctica /20% teórico).

Objetivos del curso

Con este curso de especialización podrás:

  • Optimizar tus manipulaciones
  • Combinar precisión y seguridad
  • Mejorar la calidad de tus acciones

    Esta formación te permitirá trabajar y desarrollar tu agudeza táctil, para ampliar el arsenal de técnicas utilizadas, y facilitar la adquisición y el dominio de nuevas herramientas terapéuticas.

    Se abordan tres nuevos puntos:
  • Objetivar más fácilmente la lesión osteopática mediante la prueba de resistencia 
  • Posicionarse con rigor
  • Organizar el manejo del paciente con delicadeza

    Una vez realizada la formación, el alumno estará capacitado para orientar el desarrollo práctico e inmediato en clínica.

Horario

14-15 de Marzo y 18-19 de Abril de 2020
De 09 a 14h y de 16 a 21h (40 horas)

Destinado a:

Osteópatas y estudiantes de 4º año de Osteopatía

* Curso dictado en Francés, con traducción simultánea al castellano

Profesor

Eric Robinson (France)
  • Osteópata desde 1997
  • Profesor en escuelas superiores de Osteopatía desde 2001

  • Ha sido osteópata en diversos equipos de fútbol (Bayern de Munich, l’Olympique de Marseille, Fútbol Club Barcelona, Girondins de Bordeaux) y selecciones nacionales de fútbol desde 1999.

  • Amplia experiencia en deportes de élite:
    Boxeo, Ski, Triatlón, MMA, surf o ballet

  • Fundador de la Asociación Internacional de Osteópatas del deporte

Precio del curso

Alumnos EOTS: 250€ / seminario  (2 seminarios)
Alumnos externos: 300€ / Seminario (2 seminarios)

*Después del 28 de Febrero, el precio se incrementará 30€ cada seminario

Inscripción

986-852-531  o info@escuelaosteopatiaeots.es 


    (Los campos con "*" son obligatorios)